Michael Cohen pagó por el silencio de dos mujeres para la campaña electoral de 2016, según actuó por orden del primer mandatario

Quien fuera abogado personal de Donald Trump antes de su llegada a la Casa Blanca fue condenado a tres años de cárcel por  por evasión fiscal, por mentir al Congreso y realizar pagos ilícitos a dos mujeres con el fin de silenciar sus supuestas aventuras extramatrimoniales para proteger al candidato durante la campaña electoral de 2016.

La justicia norteamericana condenó al abogado de 52 años por intentar proteger la imagen del empresario, lo que es considerado como delito de financiación ilícita.

Cohen ha declarado que actuó por orden directa del hoy presidente, lo que supone el golpe más duro que ha recibido el republicano desde la investigación sobre las irregularidades que hubo en las elecciones y que le dieron el triunfo.

El abogado, conocido en Manhattan por los trabajos sucios que ha realizado en su trayectoria una vez juró lealtad a Trump asegurando que sería capaz de recibir una bala con tal de salvarlo, si embargo a finales del verano decidió develar los trapos sucios en un intento por reducir la condena.

Cohen confesó y ofreció detalles del pago que hizo a dos mujeres que habrían tenido relaciones sexuales con Trump en un intento por mantener limpia su imagen durante la campaña. También admitió una evasión fiscal por 1.4 millones, que tendrá que pagar junto con una multa de 100 mil dolares.

“Debilidad era la lealtad ciega a Donald Trump”. “Fue la lealtad ciega a este hombre lo que me llevó al camino de la oscuridad, en lugar de a la luz”, dijo el abogado en referencia a un tweet que Trump compartió. “Este es el día en el que recupero mi libertad”, añadió.

El FBI decomisó documentos de la oficina de Cohen en abril, momentos después aparecen en escenas Stephanie Clifford y Karen McDougal, quienes aseguraron haber recibido 130.000 y 150.000 dólares para mantenerse en silencio sobre los encuentros sexuales que mantuvieron con Trump en 2006 y 2007.

Cohen se confesó culpable en agosto de realizar el pago y haber recibido los fondos del mismo Donald Trump. El presidente confirmó el pago catalogándolo de una transacción privada pero negando conocer que el dinero era destinado para silenciar a la actriz porno.


Más sobre este tema:


Si te gusta comparte en tus redes favoritas

¿TE GUSTA VIDA MODERNA? RECIBE NUESTRAS NOTICIAS EN TU INBOX

¡Suscríbete gratis!

Si te gusta comparte en tus redes favoritas