Irina Baeva recibió amenazas de muerte por su relación con Gabriel Soto- Video

Irina Baeva se sinceró sobre lo difícil que ha sido lidiar con las críticas por su relación con Gabriel Soto.

La actriz considera que haberse enamorado cuando él todavía no estaba legalmente divorciado es un error que pagó y continúa pagando. 

“Lo único que te puedo decir es que sí, a lo mejor fue precipitado, a lo mejor fue un error que pagué muy caro y que lo sigo haciendo al día de hoy. Lo hice por amor, me enamoré de un hombre que estaba separado, que sí tenía una historia, que sí tenía un bagaje”, dijo en entrevista con Yordi Rosado. 

“A lo mejor y sí fue un error de mi parte estar con un hombre separado, más no divorciado, en un papel que dice estás divorciado”, agregó. 

La rusa también reconoció que cuando comenzó su noviazgo con el actor no conversó con su familia al respecto. 

Del mismo modo, Baeva reveló que la presión mediática era tan fuerte que recibió amenazas de muerte. 

“Recibí de esos papeles de películas donde vienen como pegadas las letras de revista de muérete, de amenazas de muerte. Llegó a tal grado que me ponían muérete, mátate, exponían a mi familia, exponían a mi hermana. Inventaban noticias que mi hermana y yo éramos ambiciosas, que no teníamos nada en la vida”, contó.

Irina Baeva quería hablar con Geraldine Bazán 

En el citado espacio, la rusa admitió que se preocupó por Geraldine Bazán e intentó hablar con ella, pero esa conversación nunca se dio. 

Gabriel Soto responde a las críticas por el anillo 

En entrevista para la revista Hola, el intérprete hizo mención sobre los comentarios negativos sobre el anillo de compromiso que le dio a su pareja.

“El tamaño no tiene absolutamente nada que ver, aquí lo que importa es el tamaño del amor. Segundo, la gente que dice que un anillo más grande y demás, la verdad es que pienso que es pura superficialidad y materialismo. La tercera es que yo creí que un anillo de esa índole, entre más discreto y más sencillo, es mucho más elegante”, indicó. 

Seguidamente, Soto informó que todavía no están en planes de organizar la boda por el tema de la pandemia. 

“La idea es que la familia de Irina viaje de Rusia, sobre todo sus papás, su hermana con su esposo, los sobrinos, la tía…”, añadió.