El talento musical de estas dos grandes artistas se robó la atención de más de 100 millones de espectadores, pero sus looks no pasaron desapercibidos para completar el éxito de este show.

Pocos saben que hay detrás de cada cambio de imagen que presentaron tanto Shakira como J.Lo, en el intermedio del Super Bowl 2020, mucho menos del tiempo con el que no sólo llevaban preparando el show, sino de como lucirían en escena.

El gran regreso del rojo

Shakira, encargada de abrir la presentación, escogió el color rojo para salir al escenario. Y es que desde la aparición de Diana Ross en 1996 este tono no se veía por el Super Bowl. Peter Undas fue el encargado de diseñar sus trajes, que incluía un top bustier recortado de correas cruzadas y un corset con puños.

Más de 400 horas de trabajo

Desde septiembre comenzaron los preparativos para los atuendos que lució J.Lo en el show. Más de treinta sastres y costureras estuvieron involucrados de la mano de Versace, quién se hizo cargo de toda una fábrica de cuero en Italia, para crear las más de 800 piezas plateadas que componían su segundo traje.

Dos millones de cristales de Swarovski

Nada más Shakira llevó esta cantidad de cristales en sus looks. Sobresalen las inigualables botas rojas que fueron realizadas en 10 días y que contenían unos 30.000 cristales. Mientras que J.Lo lució otros 15.000, cosidos a mano sobre un tul de tono piel.

Disney presente

Dicen que el atuendo con el que Shakira deslumbró en la primera parte del show estuvo inspirado en «Gazelle», el personaje que dobló para la película de Disney, Zootopia.

7 segundos y más de 200 trajes

Muy poco tiempo tenía «La Diva del Bronx» para realizar el cambio de cada uno de sus outfits, tres en total. Pero no se notó la premura en alguien que ya está muy bien acostumbrada a sus propias exigencias.

Sus estilistas explicaron a ‘The Hollywood Reporter’ que para este show, de 6 minutos de duración, diseñaron 213 trajes y 143 pares de zapatos, mientras que para su gira hicieron 140 atuendos, para una presentación de dos horas.

Cada una ha mostrado su esencia, vimos a una Shakira incluso hasta más sencilla en estilismo, que terminó el show con unas cómodas zapatillas Adidas Superstar, y a J.Lo siempre manteniendo su mejor sello, el de Diva, que la identifica donde sea.

Sin duda que estas mujeres si que supieron cómo hacer vibrar el escenario de Super Bowl y ellas junto a su equipo cuidaron cada detalle para pasar a la historia de este evento como lo han hecho.

¿TE GUSTA VIDA MODERNA? RECIBE NUESTRAS NOTICIAS EN TU INBOX

¡Suscríbete gratis!