La misofonía es un trastorno auditivo que sufren millones de personas en el mundo. 

No estas sol@ si crees que detestas con todo tu ser a las personas que hacen molestos sonidos cuando mastican goma de mascar o toman sopa caliente.La lista es interminable… Bebés llorando, el sonido de las bolsas en el supermercado, constantes estornudos, hasta el tic tac de un reloj.

Odiar este tipos de sonidos puede que te haga una persona poco agradable ante los demás, la buena noticia es que probablemente seas un genio para resolver problemas que requieran de mucha creatividad.

Síntomas de la Misofonía

Padecer misofonía te hará una persona irritable, con constantes ataques de pánico, conductas agresivas y hasta paranoica.

El lado bueno de todo esto es que un estudio de la Universidad de Northwestern demostró que la sensibilidad a ciertos sonidos hace que esas personas usen mejor la imaginación para resolver cualquier problema que requiera de creatividad.

El estudio se realizó a 84 personas y consistía en poner en prueba la capacidad del cerebro de forma creativa para resolver problemas. Los resultaron mostraron de aquellos que resolvían los problemas con mayor creatividad se mostraban más incómodos con sonidos que irritarían a una persona que padece de misofonía.


Tips: Desaste De La Voz Ronca De La Mañana


Los sonidos empleados en el estudio fueron desde comer con la boca abierta, chocar cubiertos con platos durante la comida, estornudar, el hipo, hasta los silbidos que hacen algunas personas al hablar.

Las causas y cura de la misofonía aún no están identificadas por la ciencia, sin embargo, existen un conjunto de terapias para controlar la ansiedad y el estrés provocado por estos sonidos que ayudan a minimizar la sensación de incomodidad.


Evita Que El Stress Te Cause Enfermedades Mentales


Así que si escuchas cualquiera de estos sonidos y lo primero que quieres es ahorcar al primero que veas o salir corriendo del sitio, piénsalo mejor, quizás el hecho de que no termines en la cárcel por atacar al culpable de los molestos sonidos es ya una solución lo suficientemente creativa.

Por lo demás ni te preocupes, es mejor ser una persona gruñona pero inteligente y no una tranquila mal educada que no sabe tomar sopa caliente, que habla con la boca llena y que no se tapa la nariz al estornudar.

Lee también

Si te gusta comparte en tus redes favoritas

¿TE GUSTA VIDA MODERNA? RECIBE NUESTRAS NOTICIAS EN TU INBOX

¡Suscríbete gratis!

Si te gusta comparte en tus redes favoritas